Su hermano le disparó en la garganta por la razón más injusta. Pero ahora mira más de cerca...

Anuncios Patrocinados

La locura es pan de cada día alrededor del mundo. Hay gente a la que aparentemente no le importa lo que pueda pasarle al resto y pref...



La locura es pan de cada día alrededor del mundo. Hay gente a la que aparentemente no le importa lo que pueda pasarle al resto y prefiere velar por sus propios intereses antes que por los de los demás. Lo hemos visto en todas partes, y es tan común que cada vez parece impactarnos menos. Sin embargo, hay veces en las que la injusticia alcanza un nivel tan alto que simplemente no puede ser llevada a cabo. 

Este es el caso de Mohammad Nayeem quien decidió matar a su hermana luego de que ella rechazara casarse con el hombre que su familia había elegido. Shabnam, la mujer, no estaba dispuesta a contraer matrimonio por conveniencia, y arreglar algo tan importante, simplemente no estaba dentro de sus planes. Él tipo quiso matarla porque, según él, su hermana estaba deshonrando el apellido de la familia, pero Shabnam no estaba destinada a morir aún. Al menos no por una razón como esa. 
CEN

CEN
CEN

Entonces, todo pasó rápidamente.
Mohammad fue a rezar a la sinagoga, aparentemente para pedir compasión, y luego se dirigió hacia su hermana. Ambos comenzaron a discutir. Se entabló un diálogo a gritos y, de pronto, el hombre tomó su pistola y le disparó a su hermana directo en el cuello. 
Pero lo que ocurrió fue tan justo como milagroso. La bala impactó el medallón que la mujer usaba en su cuello y, aunque ella cayó al suelo y sangró, la agresión no le costó la vida. Su hermano, creyendo que Shabnam había muerto, arrancó inmediatamente. 
CEN

CEN
CEN

La mujer fue llevada a la hospital para ser atendida de urgencia. En el lugar, los doctores señalaron que, de no haber sido por el medallón, la joven habría muerto instantáneamente. 
Pero pareciera ser que todavía no era su momento y, a diferencia de muchas otras ocasiones en las que la injusticia es llevada a cabo a plena luz del día, esta vez no se permitió.

¿Tú qué crees? ¿Fue esto una casualidad y ella tuvo suerte, o podríamos llamarlo justicia divina?

Related

Sorprendente 4997982164807221222

Mas visto

item